Iglesia Católica reafirma defensa, atención y acompañamiento de las personas con VIH-SIDA

Iglesia Católica reafirma defensa, atención y acompañamiento de las personas con VIH-SIDA

“A pesar de las campañas que se han desarrollado a nivel internacional y nacional, pareciera que perdemos la batalla ante este flagelo, porque como sociedad no hemos dimensionado la problemática de esta enfermedad que no discrimina”, recalcó monseñor José Domingo Ulloa Mendieta, ante pacientes que padecen este flagelo, familiares y voluntarios en la Casa Hogar el Buen Samaritano.
“La Iglesia Católica siempre seguirá defendiendo, atendiendo y acompañando a los más vulnerables, a aquellos que la sociedad rechaza o descarta. Aun con escasos recursos, la Iglesia es la institución con el 27% de los centros para el cuidado del VIH/SIDA en el mundo, sin embargo esto no es suficiente, ni nos lleva a falsos triunfalismo”, advirtió, el domingo 3 de diciembre.
La Iglesia católica seguirá muy de cerca de las personas que conviven con el SIDA, defendiendo su dignidad humana, con la compasión que mostró el Buen Samaritano; expresó Mons. Ulloa Mendieta, tras añadir que “jamás los dejará solos, ustedes son una de las principales opciones de su misión en este mundo”.
Para el arzobispo de Panamá es necesario “salir del hedonismo, del individualismo, de esa cultura del descarte, de la indiferencia, de la falta de solidaridad y de fraternidad con el otro” y comprender que “los seres humanos no somos desechables, somos personas con dignidad y derechos”.
Urgió a la vez la movilización de la sociedad hacia una verdadera prevención “para evitar que más hermanas y hermanos nuestros, especialmente los más jóvenes y pequeños, se vean afectados por esta enfermedad”. “Ahora más que nunca debemos aprovechar la oportunidad para concienciar, educar y mejorar la comprensión del VIH como un problema de salud pública mundial”, recalcó.
El Arzobispo panameño elevó una oración por aquellas personas que han partido a la Casa del Padre a causa del SIDA; también animó en la esperanza a quienes conviven con esta enfermedad; pidió orar por todos loa familiares que acompañan a sus seres queridos al sufrir este drama, a su vez agradeció a los sacerdotes, religiosos y laicos de buena voluntad que han asumido la atención espiritual y material con las víctimas.
Estas palabras fueron parte del mensaje público del arzobispo Ulloa, en el Día Mundial de la Lucha contra el Sida, que se celebra el 1 de diciembre.

Comparte

La Diócesis de Panamá creada el 9 de septiembre de 1513 es la Iglesia más antigua en tierra firme y madre de las Iglesias particulares existentes hasta ahora en la república de Panamá, pues de ella salieron las siguientes jurisdicciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *